, mayo 16, 2022

0 resultados encontrados con esta palabra

La SELECCIÓN MEXICANA más DESCONOCIDA de todas | México en la Copa Oro 2002 - Cuartos de Final


  •   6 minutos
La SELECCIÓN MEXICANA más DESCONOCIDA de todas | México en la Copa Oro 2002 - Cuartos de Final

Previo al mundial, México debía disputar la Copa Oro, misma que Javier Aguirre utilizaría como experimento para ver a otros jugadores de los que podrían echar mano en la máxima competencia.

Pero el desempeño de aquel seleccionado nacional fue tan misérrimo que solo un jugador de esa plantilla viajó al otro lado del mundo para representar al país en el mundial. Lo hizo Francisco Gabriel de Anda que, curiosamente, calentó la banca durante toda la competencia.

Suscríbete a nuestro podcast.

México en Copa Oro 2002

El Vasco llevó a Estados Unidos a Adrián Martínez de Santos Laguna como primer portero y al hoy recluso, Omar Ortiz de Celaya como segundo.

Sindey Balderas de Tigres, Gabriel de Anda de Pachuca, Adrián García de Toluca, Víctor Gutiérrez de Cruz Azul y Nacho Hierro del Atlante conformaron las opciones a la defensiva.

Tomás Campos, Erik Espinosa, Marco Garcés (actual director deportivo del Pachuca), Tato Noriega, Joaquín Reyes, Toño Sancho y Luis Sosa acudieron como centrocampistas.

Bofo Bautista, Tano De Nigris, Jair García y Carlos Ochoa fueron los elegidos para la delantera.

México vs El Salvador - Copa Oro 2002

México se presentó el 19 de enero de 2002, en Pasadena, California, ante El Salvador. Al minuto 31 los de blanco tejieron correctamente para que Jair García metiera el balón a la portería luego de un zapatazo de Tomas Campos.

La selección intentó de tiro libre y con remates de cabeza, pero no encontró el arco y Roger Zambrano pitó el final del partido sin nada más que destacar por ambos equipos.

México vs Guatemala - Copa Oro 2002

El 21 de enero, Día Internacional del Mariachi, México enfrentó su segundo compromiso contra el representativo de Guatemala, en el Rose Bowl de Pasadena.

Adolfo Bautista abrió el marcador de penal al 26 'celebrando su tanto mostrando una playera con dedicatoria para mamá y papá.

Minutos más tarde la defensiva guatemalteca despejó el balón a la "viva imperio" y la redonda botó en las postrimerías del medio campo donde Juan Carlos Plata se comió a Maradona.

El máximo goleador histórico del Municipal y considerado por muchos como el mejor jugador que ha dado Guatemala se la adelantó de pecho, tiró un sombrero sobre Sindey Balderas y se lo quitó de encima, picó a máxima velocidad para dejar plantado a García Arias, Balderas se repuso, alcanzó a Platas quien se lo despachó nuevamente pero ahora de túnel, el guatemalteco se sumergió al área y de derecha disparó cruzado ante la salida de Ortiz para poner el empate momentáneo.

Marco Garcés, con la colaboración del portero rival, adelantó a México y finalmente Carlos Ochoa puso el 3-1 definitivo tras aprovechar un rebote luego de un disparo de Noriega.

México vs Corea del Sur Cuartos de Final - Copa Oro 2002

Con el liderato del Grupo A el tri se clasificó como cabeza de serie para enfrentar en cuartos al invitado del torneo: Corea del Sur. El equipo peninsular dirigido por el neerlandés Guus Hiddink, ante todo pronóstico, echó al conjunto azteca de la Copa Oro, para dejar a todos los mexicanos con más dudas que certezas frente al campeonato del mundo.

México alineó con El Grande Martínez, Nacho Hierro, Poncho Sosa, Tomás Campos, Toño Sancho, Sindey Balderas, Marco Garcés, Gabriel de Anda, Tato Noriega, Adolfo Bautista y Carlos Ochoa.

Arrancó el juego con los nuestros como los más propositivos al ataque sobre el terreno de juego. Marcó Garcés con el 10 en la espalda tendió un centro al corazón del área, Tato Noriega buscó la manera y con oficio peinó la redonda para el cabezazo descompuesto de Paco Gabriel de Anda, entonces jugador del Pachuca que reclamaba un empujón por la espalda.

Corea del Sur no se dejaba intimidar, creaba las suyas, pero Martínez les decía que no rifándose el físico dentro del área. Segundos más tarde, El Grande salía precipitadamente y chocaba con Sindey Balderas tras un tiro de esquina surcoreano, la zaga hecha bolas cedió un rebote que mandó por las nubes el jugador rojo Do-Heon Kim.

El equipo asiático se apoderaba de la esférica, tejía sus hilos y generaba otra de peligro. Chong-Gug Song filtró como los grandes un balón que dejó solo dentro del área a Lee Dong-Gook.

El ex jugador del Hyundai Motors de la K-League se quitó en un movimiento la marca floja de Sindey Balderas, orientó el balón hacia su pierna zurda, amagó con el escopetazo y finalmente picó la de gajos para perdonar a México y mandarla apenas a un lado del marco de Martínez.

El rostro de Javier Aguirre denotaba preocupación y en su seño ya se percibía que algo malo estaba por suceder. Los coreanos siguieron generando jugadas a la ofensiva, pero Lee Dong-Gook volvía a perdonar.

El nacido en Pohang se encontró con un rebote luego de un disparo amigo, pero su intento se fue, en esta ocasión, por un lado.

Terminaba el tiempo reglamentario y el invitado especial no se hacía presente todavía. El reglamento establecía tiempos extras, gol de oro y en caso de persistir la igualada, penales.

Aguirre daba indicaciones a los suyos que lo miraban cual fanáticos religiosos a su líder, mientras que él les aseguraba que los adversarios no podían con ellos si cumplían su palabra.

Hombre de pocas palabras, por lo menos coreanas, Guus Hiddink se limitaba a pasearse entre sus hombres con la boca cerrada y los brazos atrás. Comenzó el alargue, Corea del Sur continuaba insistente al frente, pero seguía desaprovechando sus oportunidades con el marco abierto de Martínez que respondía con categoría ante el embate enemigo.

México no se hallaba sobre el césped, Corea agredía de nuevo con Hyo-Yeon An pero Adrián Martínez se hacía grande y nos salvaba de nuevo, convirtiéndose en la figura del equipo mexicano.

No había tiempo para más y la definición por penales era inevitable. Los malditos penales que durante toda la historia han sido un molesto dolor de cabeza en instancias finales para nuestros futbolistas.

México tiró primero. José Antonio Noriega se paró con temple frente al balón y con la derecha venció a Byung-Ji.

Eul-Yong Lee no dio perfil, Martínez quiso adivinar tendiéndose a su izquierda, pero el disparo del ex centrocampista del Gangwon FC entró por el otro lado.

Paco Gabriel tomó vuelo, se acercó al balón y empalmó con violencia el esférico para colocarlo dentro de la red a pesar del lance del portero.

Lee Dong-Gook, que no se cansó de fallar durante el partido, se quitó la malaria y venció al meta mexicano con un toque preciso al lado contrario de su vuelo.

Poncho Sosa, capitán azteca, hombre de experiencia y buen tocador de balón, sorpresivamente erró su disparo descaradamente para entregársela en las manos al guardavallas surcoreano.

Choi Su tomó distancia hasta la media luna tocando y bien el balón lo metió al lado derecho de Martínez. 3-2 adelante Corea.

El zurdo Nacho Hierro, que había hecho un muy buen partido, quiso asegurar la pena máxima con un disparo potente, éste salió con fuerza, pero sin mucha dirección. El portero surcoreano adivinó, se lanzó a su izquierda y atajó para su causa.

Tanto México estaba destinado a perder aquel 26 de enero que 'El grande', todo de negro, quiso adivinar siempre tirándose a su izquierda. Para su mala fortuna el único tiro que fue hacia ese lado ni siquiera lo vio pasar por la excelente ejecución de Young-Pyo.

El que fuera carrilero del Vancouver Whitecaps de Canadá, con su anotación, le dio el triunfo a su selección y al mismo tiempo consiguió el pase a semifinales, serie que perdieron ante Costa Rica, equipo que se proclamaría sub campeón al ser doblegado por Estados Unidos en la final.

El experimento de Javier Aguirre salió mal en la Copa Oro 2002 y en Corea Japón las cosas no están muy diferentes a lo que sucedió hace 5 meses. México pasó la fase de grupos, pero se confió ante Estados Unidos en los octavos y los de las barras y las estrellas nos regresaron a casa pese a ser favoritos.

De esta manera, la Copa Oro 2002 y toda la primera década de los dosmiles nos enseñaron una lección muy importante. México no se puede dar el lujo de experimentar, debe enfrentar todas las competencias con la seriedad debida y con los jugadores más sobresalientes con los que se cuenten, sobre todo antes de una justa mundialista a la cual se debe llegar con el factor anímico a tope .

¿Qué otras actuaciones desastrosas de la Selección Nacional recuerdas? ¿Piensas que México está más que obligado a siempre coronarse campeón de la Copa Oro?

¡Déjamelo saber en los comentarios!

Noticias Relacionadas

Te has suscrito exitosamente a Leyendas del Futbol Mexicano
¡Genial! Ahora completa el checkout para el acceso completo Leyendas del Futbol Mexicano
¡Bienvenido de vuelta! Has ingresado exitosamente
¡Felicidades! Tu cuenta está activada, ahora tienes acceso a todo el contenido
Tu información de pago fue actualizada con éxito
Actualización de la información de pago fallida.
Tu link ha expirado.